Lección de:

Consolidación
contable

Eliminación
Inversión - Fondos propios

Centrémonos en el grupo más simple que podamos imaginar, esto es, el formado tan sólo por dos sociedades y en el que una de ellas domina a la otra.

Que la sociedad dominante tenga una participación mayoritaria en el capital de la dependiente no es un requisito imprescindible para que ambas estén unidas por un vínculo de dominancia-dependencia, tal como lo demuestra la redacción de los artículos 42 Ccom. y 1 NC. Sin embargo, lo que sí será lo más frecuente es que la dominante ostente una participación, siquiera minoritaria, en la dependiente.

Al agregar los Balances de situación de una y otra entidad, nos encontraremos en el Balance agregado con la siguiente situación:

  1. En el Activo del Balance agregado figurará la participación de la dominante sobre la dependiente. Esta participación -llamada en ocasiones cartera de control cuando confiere la mayoría de los derechos de voto sobre la dependiente y, por tanto, constituye la inefable prueba de que ambas entidades se encuentran conformadas como grupo- figurará en el Balance agregado en función de su precio de adquisición para la dominante.
  2. En el Pasivo del Balance agregado figurarán las partidas que integran los Fondos propios de la sociedad dependiente: Capital social, Reservas, Resultados pendientes de aplicación etc.

Si de lo que se trata en la consolidación es de mostrar un Balance -el Balance consolidado- referido al grupo como una única empresa, no tiene sentido que en dicho Balance figuren ni la inversión (participación) de la dominante en la dependiente ni los Fondos propios de esta última.

En lugar de introducirnos en disertaciones teóricas, lo mejor es empezar a trabajar ya sobre la base de un ejemplo. Vamos a suponer las sociedades "A" y "B", relacionadas participativamente como ilustra la Figura 15. Supondremos que el ejercicio social de ambas coincide con el año natural.

La participación de "A" sobre "B" fue adquirida el día 1 de octubre de 2000 y es en ese momento en el que al adquirir la primera el dominio sobre la segunda, pasan a configurarse como grupo por primera vez. En esa precisa fecha -denominada habitualmente "fecha de primera consolidación"-, Los Balances de situación de ambas entidades son los siguientes (Figura 16).

En estos Balances hay que destacar dos cosas. La primera de ellas es que con relación a la dominante, la partida "Inversión A/B" representa la cartera que "A" detenta sobre "B". Hemos elegido esta denominación porque es sintética -bastante más que "Participaciones en empresas del grupo" que es la que habríamos de utilizar de seguir el cuadro de cuentas del PGC- y, sin embargo, no se presta a la confusión en cuanto a su significado. De todas formas, no es mas que una cuestión de terminología; cada uno puede seguir la que más le apetezca.

La segunda cuestión a reseñar es que la partida "Pérdidas y Ganancias" representa, tanto para la sociedad "A" como para "B", la ganancia que estas sociedades han obtenido desde el inicio del ejercicio 2000 hasta la fecha de primera consolidación (1/10/00). En otras palabras, hemos supuesto, en el contexto de este ejemplo, que ambas sociedades tienen a 1/10/00 aplicados sus resultados de los ejercicios anteriores, de tal forma que los fondos propios en esa fecha son el Capital social, las Reservas y, finalmente, los resultados generados en el ejercicio hasta la fecha de primera consolidación.

Al agregar ambos Balances nos encontramos con el siguiente Balance de situación agregado (Figura 17):

¿Qué le hace falta a este Balance para que podamos decir de él que se trata del Balance a 1/10/00 del grupo [A-B], concebido como una única empresa? La respuesta es que en él existen dos elementos que no figurarían en el Balance de una única entidad-empresa:

  1. La inversión o participación interna de la dominante sobre la dependiente.
  2. Los Fondos propios de la dependiente. Por otra parte, en este Balance no figura la responsabilidad patrimonial que tiene la dominante para con los socios de "B" externos al grupo.

Pues bien, estos "defectos" del Balance agregado a 1/10/00 se pueden resolver mediante uno de los ajustes más emblemáticos de la consolidación contable: la eliminación Inversión-Fondos propios. Antes de observar la expresión contable de este ajuste, analicemos la situación algo más de cerca.

Tenemos que los Fondos propios de "B" son atribuibles de forma proporcional a la dominante y a sus socios externos al grupo, en la proporción que determina sus respectivos tantos de participación. Así, a la dominante le son atribuibles unos fondos propios de la dependiente de:

Fondos propios totales (B) x t = 172.500.000 x 0,65 = 112.125.000 Ptas.

Por su parte, a los socios de "B" externos al grupo le son atribuibles unos fondos propios de la sociedad en la que participan de:

Fondos propios totales (B) x (1-t) = 172.500.000 x 0,35 = 60.375.000 Ptas.

La suma de ambas imputaciones resulta, evidentemente, en los Fondos propios totales de "B":

112.125.000 + 60.375.000 = 172.500.000 Ptas.

Ahora bien, si los fondos propios de "B" atribuibles a "A" ascienden a 112.125.000 Ptas., lo cierto es que a la dominante la compra de su participación ha tenido un coste -determinado con arreglo a las normas de valoración contable- de 120.125.000 Ptas. Existe pues una discrepancia entre el coste de la inversión de la dominante y su valor determinado en función de la contabilidad de la dependiente, que asciende a:

120.125.000 - 112.125.000 = 8.000.000 Ptas.

Esta diferencia es muy importante en el proceso de consolidación. Por ahora nos vamos a contentar con saber que se denomina "Diferencia de primera consolidación". Su regulación detallada se encuentra contenida en los artículos 23, 24 y 25 NC. En lecciones posteriores veremos como debe ser tratada pero, como ya se ha dicho, por ahora y con el fin de no complicar las cosas más de lo necesario, la trataremos como una partida que se ha de insertar, sin mas, en el Balance consolidado.

A partir de estos datos quizás ya nos sea más fácil comprender que para pasar del Balance agregado al consolidado es necesario el siguiente ajuste:


40.000.000
120.000.000
12.500.000
8.000.000

Capital social (B)
Reservas (
B)
Pérdidas y Ganancias (
B)
Diferencias positivas de primera consolidación
a

Inversión A/B
Socios externos (
B)


120.125.000
60.375.000


Aplicando este ajuste al Balance agregado antes mostrado (Figura 17), obtenemos el Balance consolidado del grupo [A-B]. Lo vemos a través del cuadro de consolidación de la Figura 18.

Las dos última columnas representan dicho Balance consolidado referido a la fecha de primera consolidación. En él vemos que el grupo [A-B] es una empresa con unos activos de 1.640.375.000 Ptas. (incluyendo la diferencia de primera consolidación) y unos pasivos exigibles de 490.000.000 Ptas. Tiene además unos Fondos propios totales de 1.090.000.000 Ptas. que, por ahora y por estar situados precisamente en la fecha de primera consolidación, coinciden con los de la sociedad dominante "A".

Las peculiaridades de este Balance vienen dadas por las partidas que hemos marcado en amarillo. De una parte, la partida "Socios externos (B)" lo que hace es representar los fondos propios de la dependiente que son atribuibles a sus socios ajenos al grupo. Dicho de otra forma, esta partida representa la responsabilidad patrimonial de la dominante con dichos socios externos.

En cuanto a la "Diferencia de primera consolidación". Por ahora no vamos a entrar en esta cuestión. Se abordará en lecciones posteriores.
Ir a CiberConta Retroceder   Inicio leccion  Avanzar